tobogan-960_thumbnail

178 metros de continuo sufrimiento descenso. Eso es lo que piensa ofrecernos el nuevo tobogán no acuático más grande del mundo tanto en distancia como en altura (76 metros de nada). El proyecto tiene ya luz verde para comenzar con su construcción en el Parque Olímpico Queen Elisabeth, donde se emplazará alrededor de la particular torre de acero Ortib, la más alta de reino Unido con 114,5 metros, dando cinco vueltas antes de caer en una línea recta final de 50 metros -tienes una imagen completa de la futura estructura tras el salto.

[Leer mas]